mantenedor de espacio dental

Los dientes de leche sirven para guiar la salida de los dientes definitivos que aparecen después. El mantenedor de espacio busca conservar el espacio que un diente de leche al caerse ha dejado, para que el diente definitivo pueda salir en su sitio y no genere problemas futuros.

La pérdida de piezas dentales temporales antes de lo habitual, bien por extracción o bien por traumatismos, produce desplazamientos dentales, de manera que las piezas ocupan espacios que corresponden a otros dientes. Cuando por cronología les corresponde salir, como tienen su espacio ocupado, salen por donde pueden y en la mayoría de los casos se producen apiñamientos de los dientes o erupciones ectópicas.

Para evitar estos desplazamientos tenemos que mantener el espacio entre dientes con unos aparatos denominados mantenedores de espacio.